Imperio Informativo
Image default
Opinion

LA ECONÓMIA DE MÉXICO,MUESTRA UNA BAJA EN SU RITMO DE RECUPERACIÓN

Por Víctor Hugo Barrera

Los últimos datos que se han dado a conocer nos muestra que la recuperación económica empieza a mostrar una pérdida de vigor, que debe ser un punto de atención de las autoridades mexicanas para evitar que esto se convierta en otro problema que se mantenga en varios años.

Es cierto que en los meses de julio a septiembre, los datos empezaron a mostrar signos positivos para nuestra economía y así lo destaca el Ingerí al informar que en este periodo el Producto Interno Bruto registró un rebote trimestral de 12.1 por ciento, luego del desplome del 18 por ciento que se presento en el primer semestre del año, que es hasta ahora la mayor contracción desde que se tiene registro.

Pese a estos números de crecimiento, la actividad económica todavía está por debajo su nivel del tercer trimestre de 2019.
Esta recuperación parcial de la economía se dio por la reapertura de más actividades después del confinamiento obligado por la pandemia de Covid-19

Los datos “alentadores” fueron que de julio a septiembre, la actividad industrial repuntó 21.7 por ciento respecto a los tres meses previos, impulsada principalmente por el sector de las manufacturas y la construcción, el sector servicios, que ha sido el más golpeado, mostro un incremento de 8.8 por ciento, apuntalado por el comercio minorista y mayorista.

En tanto el sector agropecuario o primario, por ser las esenciales para mantener a una población, registró un avance de 8.0 por ciento en el tercer trimestre.

De hecho las autoridades federales mostraban un gesto de satisfacción y señalaban que México, sin necesidad de acudir a deuda externa había demostrado un rebote en su economía en forma de “V”, lo que podrías hacer que la recuperación real de la economía se completaría en la última parte del año

Sin embargo la recuperación no fue lo suficiente para compensar la caída del segundo trimestre, y por ende de los resultados de la primera parte del año.

A esto debemos sumar que la actividad económica en México se mantiene por debajo de los niveles previos a la pandemia, lo que demuestra una baja en el ritmo de recuperación.

Así lo indican las cifras del Indicador Global de la Actividad Económica (IGAE), que es una medición aproximada del PIB mensual, sigue perdiendo fuerza, pues en septiembre creció 1.0 por ciento frente al mes previo.

Lo que registro a su vez una contracción anual de 7 por ciento respecto a septiembre de 2019.

Esto demuestra que en términos anuales, el IGAE ha mostrado 17 meses en contracción, siendo la actividad industrial la que presenta o el mayor periodo negativo, con 19 meses.

Esto, insisto debe preocupar y ocupar al gobierno federal porque en el mes de septiembre la actividad industrial frenó crecimiento y no alcanzó a registrar una diferencia de ello respecto al mes previo.
La actividad industrial venía siendo el principal motor de la recuperación de la economía mexicana, que si bien sigue creciendo, lo hace a un ritmo cada vez más moderado y heterogéneo entre sectores.

Por el momento, el sector comercial, se ha mostrado seguir siendo el más golpeado sobre todo en lo que respecta al turismo y servicios, ya que los hoteles presentan un ocupación de cuartos menor a los años anteriores, los restaurantes, a pesar de la re apertura que se hizo, no han logrado a recuperar su estabilidad económica y sigue en riesgo el cierre de centenares de ellos, los bares y similares han mostrado cifras totalmente negativas.

Por lo tanto de no haber una aplicación de políticas públicas a favor se fortalecer la actividad económica la recuperación del país, tardará más allá del 2023, que estima el Banco de México, en su más reciente informe

Notas Relacionadas

DE FRENTE Y DE PERFIL

Redacción

CALLEJÓN INFORMATIVO

Redacción

CALLEJÓN INFORMATIVO

Redacción